Amilosis

Amilosis Descripción, Causas y Factores de Riesgo: La amiloidosis es una enfermedad que se produce cuando las sustancias llamadas proteínas amiloides se acumulan en sus órganos. El amiloide es una proteína anormal que generalmente se produce en las células de la médula ósea que pueden depositarse en cualquier tejido u órgano. Amiloidosis puede afectar a diferentes órganos en diferentes personas, y hay diferentes tipos de amiloide. La amiloidosis frecuentemente afecta el corazón, los riñones, el hígado, el bazo, el sistema nervioso y el tracto gastrointestinal. La amiloidosis se produce cuando las proteínas anormales se acumulan y forman depósitos. Los depósitos pueden recolectarse en órganos como el riñón y el corazón. Esto puede causar que los órganos se vuelvan rígidos e incapaces de funcionar de la manera que deberían. Hay tres tipos principales de amiloidosis: Amilosis Primaria - sin causa conocida
  • Secundario - causado por otra enfermedad, incluyendo algunos tipos de cáncer.
  • La amiloidosis hereditaria es rara. Es un tipo específico de amiloidosis que puede transmitirse de generación en generación en una familia. Puede causar problemas periféricos sensoriales y neuropatía motora (problemas relacionados con el sistema nervioso central), síndrome del túnel carpiano y anomalías oculares. Los subtipos más comunes implican la proteína transthyretin (TTR).
La amiloidosis es causada por el mal plegamiento y acumulación de una proteína llamada cadena ligera, que es producida por glóbulos blancos anormales en la médula ósea. Las células anormales de la médula ósea suelen ser benignas (no cancerosas), pero son malignas en una proporción de casos (en mieloma múltiple, cáncer de la médula ósea). La amiloidosis se denomina a veces "amiloidosis de cadena ligera". La proteína de la cadena ligera anormal se deposita típicamente en el corazón, los riñones, los nervios o el intestino, o una combinación de éstos. Prueba de amiloidosisSíntomas: Los síntomas pueden incluir: Fatiga.
  • Pérdida de peso.
  • Retención de líquidos (edema).
  • Falta de aliento.
  • Mareos
  • Entumecimiento o sensación de hormigueo en las manos y los pies.
  • Ronquera.
  • Síndrome del túnel carpiano (compresión del nervio en su muñeca).
  • Manchas de sangre en la piel.
  • Una lengua agrandada - a veces con manchas de sangre, placas y ampollas.
La Diagnóstico: El diagnóstico se puede confirmar tomando una biopsia (muestra de tejido) de la parte afectada del cuerpo, y examinando esto bajo un microscopio en el laboratorio, usando manchas especiales para las proteínas amiloides. El tipo de biopsia dependerá de qué órganos estén afectados. En algunos pacientes en los que se sospecha amiloidosis, una biopsia de grasa de la panza o una biopsia del intestino (tomada durante una endoscopia) puede dar un resultado positivo. La amiloidosis se diagnostica usando una serie de pruebas incluyendo: Pruebas generales - incluyen análisis de sangre y orina.
  • Biopsia de la médula ósea: se retira una pequeña marca de médula ósea y se examina para anomalías.
  • Biopsia de tejido - una pequeña etiqueta de grasa abdominal o tejido rectal se elimina con una aguja esbelta y se examina en un laboratorio.
La Tratamiento: Los objetivos del tratamiento son prevenir depósitos adicionales de proteínas amiloides y aliviar los síntomas. Las opciones de tratamiento dependen de la forma de la amiloidosis, de los órganos afectados y de los síntomas asociados. El tratamiento puede incluir: Descanso adecuado.
  • Tratamiento para cualquier trastorno subyacente tal como artritis reumatoide.
  • Medicamentos para retardar la actividad amiloide.
  • Una dieta especial adaptada a sus necesidades - por ejemplo, una persona con riñones afectados se beneficiarán de una dieta baja en sal.
  • Diálisis, si los riñones están afectados.
  • Medicamentos para estabilizar los latidos del corazón, si el corazón está afectado.
  • Se pueden considerar trasplantes de órganos afectados.
  • Los ensayos actuales incluyen el uso de medicamentos de quimioterapia en particular y trasplantes de médula ósea.
NOTA: La información anterior es un propósito educativo. La información aquí contenida no debe utilizarse durante ninguna emergencia médica o para el diagnóstico o tratamiento de cualquier condición médica. EXENCIÓN DE RESPONSABILIDAD: Esta información no debe sustituir la búsqueda de atención médica responsable y profesional.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cart Preview

Comer vegetales, frutas y pescado puede mantener su cerebro fuerte

Un estudio nuevo descubre que los volúmenes cerebrales de las personas que regularmente comen verduras, frutas y pescado son en promedio 2 ml mayores que los volúmenes cerebrales de aquellos que a menudo beben bebidas azucaradas. Una reducción del volumen cerebral de...

Quiz about this article

Please answer on few questions to make our service more useful

Featured Products